Shoshin: la mente del principiante.

shoshin

Actitud ante el estudio en la cual el practicante se libera de prejuicios e ideas previas para poder adquirir e interiorizar los nuevos aprendizajes sin prejuzgarlos.

Habitualmente los nuevos alumnos disponen de la actitud de Shoshin. Su mente está abierta, saben que son neófitos en el arte y desean aprender. Por eso es fácil mantener este espíritu al inicio. Pero Shoshin no es solo una actitud que deban tener los principiantes. Shoshin debe mantenerse durante toda nuestra vida. Y es justamente cuando llevamos algunos años practicando, cuando es más fácil que este espíritu desaparezca en favor del ego.

Nan-in, un maestro japonés de la era Meiji, recibió cierto día la visita de un profesor universitario que venía a informarse sobre el zen.

Nan-in le sirvió un te. Llenó la taza de su huésped hasta arriba y luego, en lugar de parar, continuó echando te con toda naturalidad mientras el líquido se derramaba por la mesa.

El profesor contempló el desbordamiento completamente atónito hasta que no pudo aguantar más y exclamó: – “La taza está llena! No cabe ni una gota más!”

Entonces Nan-in respondió: – “Al igual que esta taza, usted está lleno de sus opiniones y de sus propias especulaciones. Como podría enseñarle a usted que es el zen si no vacía primero su taza?”

Cuento Tradicional Zen

En el Dojo disponemos un cuenco vacío junto al Kamiza para tener siempre presente este principio y dejar de lado prejuicios e ideas preconcebidas durante nuestro estudio.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *